¿Que es GODM?

Como un principio de orden y regularidad, es necesario manifestar el origen del Grande Oriente de México.

En 1860 en la Ciudad de Veracruz, se otorga Carta Patente a nuestro país, misma que de manera textual cita al Supremo Consejo del Grande Oriente de México, entidad que en aquel entonces se había encargado de atender todos los grados del Rito Escocés Antiguo y Aceptado en nuestra nación, tal como se ordenó en las Constituciones Masónicas de esa época y que siguen vigentes con sus respectivas modificaciones, situación que fue y es fundamental para mantener una regularidad Masónica.

En 1880, en obediencia al resolutivo del Convento mundial (Laussana 1875), se separan los grados simbólicos de los altos grados, trabajando el Grande Oriente de México de manera independiente, lo que posteriormente se reiteró a través de los balaustres XXX, XXXI, XXXIII y XXXIV publicados por el Supremo Consejo del 33° para la República Mexicana – Grande Oriente de México, por lo que el trabajo en los grados simbólicos, ha sido desarrollado desde esa fecha hasta hoy de manera continua.

En 2015, el Grande Oriente de México, firmó un tratado de reconocimiento con el Grande Oriente de Francia, reactivando así las relaciones internacionales.

El Grande Oriente de México tiene la función de otorgar la regularidad, basada en el origen de cada agrupación masónica que se le adhiera y el respeto a los secretos y el ritual masónico en cada uno de los tres primeros grados de cada rito en las logias simbólicas, expidiendo las cartas patentes para cada Logia reconocida así como la facilitación de liturgias y reglamentos acordados por el

GODM.

LIBRO DE ORO

Facta, Non Verba

V.I.T.R.I.O.L.

Tratados y Afiliaciones